Skip Navigation Links
Filosofía CorporativaExpand Filosofía Corporativa
Calidad GarantizadaExpand Calidad Garantizada
ConceptosExpand Conceptos
ProductosExpand Productos
PromocionesExpand Promociones
ServiciosExpand Servicios
Ubicacion
Preguntas Frecuentes
Galería


 La mayoría de los convertidores catalíticos fallan a causa de problemas relacionados con el motor.

El reemplazo del convertidor catalítico sin haber reparado la causa de la falla puede   ocasionar que el nuevo convertidor también se arruine.


Causas
comunes de fallas
• Se necesita afinar el motor.

• El combustible entra en exceso al sistema de escape.

• El aceite o el anticongelante entran al sistema de escape.

• Mal funcionamiento del sensor de oxígeno.

• Daños en el recorrido o bielas de suspensión rotas.

 

Bloqueo fundido
El motor está funcionando a muy alta temperatura.

Un alto porcentaje de convertidores catalíticos presenta fallas por la falta de ajuste del motor.       

Otros problemas comunes son la mezcla incorrecta de combustible y aire, bujías sucias, cables desgastados o un sistema de válvulas mal sincronizado.            

Todo esto puede impedir que el combustible se queme totalmente en el (los) cilindro(s); en tal caso, el combustible no utilizado puede filtrarse en el sistema de escape y quemarse al contacto con el convertidor catalítico.   

Como resultado la pieza se puede recalentar, haciendo fundir la cerámica.

 

Bloqueo contaminado con aceite
El aceite del motor está entrando al escape
La presencia de aceite o anticongelante en el sistema de escape es también muy dañina para el convertidor catalítico. Cuando estos productos se queman, crean un hollín pesado que cubre la cerámica del convertidor catalítico y bloquea el paso del aire. Esto no permite que el convertidor Catalítico funcione normalmente, corta el flujo de escape e incrementa la presión.

De esta manera el calor de los gases de escape pueden permanecer en el motor, irrumpiendo la eficiencia de los próximos ciclos de combustión.

Convertidor quemado
La temperatura del escape es demasiado alta.

Otros problemas pueden surgir debido a la presencia de gasolina en la línea de escape, causada por inyectores de combustible defectuoso o debido a una válvula de control que no funciona correctamente.

Una falla en el sensor de oxígeno puede afectar también la mezcla de aire-combustible, que puede ser muy rica o muy pobre. Si es muy rica el convertidor catalítico puede fundirse. Sin embargo si la mezcla es muy pobre, el convertidor catalítico no podrá convertir los hidrocarburos en compuestos inofensivos.

Bloqueo tapado
Los residuos de la combustión incompleta han tapado los orificios.

El resultado es pérdida de potencia y sobrecalentamiento de los componentes del motor.

Las posibles causas de esta clase de problemas incluyen los anillos de pistón gastados y los asientos de válvulas quebrados, así como averías en algún componente del motor.

Daños en el recorrido
Un impacto en la parte baja del vehículo aplastó el convertidor.

El interior del convertidor catalítico esta hecho de material liviano, delgado y frágil.

Una capa de aislamiento provee una protección moderada contra daños. Sin embargo, el impacto de piedras o escombros contra el convertidor, o el golpe debido a hoyos (baches) en la carretera, o una mala instalación pueden causar un daño irreparable del convertidor Catalítico.

Una vez que la cerámica del convertidor catalítico sufre algún daño, las piezas averiadas se frotan unas contra otras y se rompen.

El flujo de escape es interrumpido, y esto causa un incremento de la presión, haciendo perder potencia y recalentando el motor del vehículo.

Visitas 114062